minimalismo.jpg

Como sabran soy un amante del minimalismo, básicamente a la hora del diseño web, por esto, quiero hablarles tal como hacen en este artículo sobre que se trata esto. Como primer medida debemos traer a la explicación la palabra simplicidad, con la cual muchas veces se suele relacionar al minimalismo. Cabe destacar también que no son sinónimos ni mucho menos.

La prinicipal diferencia entre estos conceptos es que algo simple está dirigido a la masa, donde cualquiera puede entenderlo. Por su parte, el minimalismo, busca ser simple, pero lo es sólo para las personas relacionadas con el ámbito donde se lo aplica (arte, música, diseño, etc.).

En el diseño web el minimalismo es fácil de reconocer pero no tanto de explicar. Básicamente lo que se busca es no sobrecargar el sitio con elementos que no aportan verdaderamente a la funcionalidad del mismo o al objetivo con que fue creado. No significa que poniendo sólo texto en blanco y negro tengamos un diseño minimalista. Va mucho más allá de eso. Como para entenderlo de otra manera:

Minimalismo = Menos desorden = Menos distracción = Más tiempo enfocado en lo importante

Realizar un diseño minimalista requiere además de lo estético una mirada funcional muy grande hacia el sitio que se está realizando. Saber que elementos aportan a la funcionalidad del mismo y cuales no es una tarea complicada, la cual no equivale a suprimir imágenes y enlaces a diestra y siniestra.

Algunas características que comparten los diseños minimalistas son: abundancia de los espacios en blanco, tipografía efectiva, maximizan el efecto de las imágenes, efectivo uso del color, claridad del propósito, eliminación de los elementos extra y enfoque.

El minimalismo combina funcionalidad y estilo, sólo muestra lo que sirve, lo demás lo despoja. Esto para nada tiene que significar que sea algo simple ni mucho menos aburrido. Particularmente lo relaciono con elegancia.

Algunos ejemplos de diseños minimalistas al azar: